Descargar Gratis
Lorenzo García, el emprendedor que salvó su vida con la crianza de cuyes

Lorenzo García, el emprendedor que salvó su vida con la crianza de cuyes

“Cuando caí enfermo por la pandemia del covid-19, con la venta de mis cuyes mi esposa pagó las medicinas y el oxígeno durante los 12 días que estuve postrado en mi casa. Así logramos sustentar el costoso tratamiento. Felizmente, estos animalitos que nos dio el Fondo de Cooperación para el Desarrollo Social (Foncodes) salvaron mi vida. Por eso los criamos con mucha dedicación”, señala  Lorenzo García Campos, natural de la comunidad de Diamante Bajo, distrito de Cajaruro, provincia de Utcubamba, departamento de Amazonas.

Lorenzo, junto a su esposa Leydy Loayza Avellaneda y sus dos pequeñas hijas conforman una familia joven, y con sueños de superación. Por eso, todos los días se levantan muy temprano y participan en la gestión del emprendimiento. Mientras él va a la chacra por la alfalfa, su esposa hace la limpieza de las pozas de crianza dentro del galpón y abastece de agua a los bebederos. Su hija mayor apoya a su mamá y además se encarga de poner la música para ‘desestresar’ a los cuyes.

Cuando ya tenían unos 800 cuyes, les tocó enfrentar la emergencia del covid-19, en la que estaba en juego su vida, y al necesitar dinero con urgencia, se vieron obligados a vender más de la mitad de sus animalitos casi de golpe. “Lo único que teníamos. Si no era por los cuyes, la vida se me iba”, dice Lorenzo.

crianza y producción de cuyes Perú

Gracias al trabajo dedicado, los cuyes nuevamente se fueron multiplicando y actualmente tienen cerca de 1,000 ejemplares, y ya piensan en ampliar el galpón. “Los cuyes son el sostén de nuestra economía. Nos alimentamos y vendemos para los gastos del hogar y para la educación de mis hijitas”, explica.

En agosto del año 2017, Foncodes llegó a la comunidad de Diamante Bajo. Entonces, Lorenzo, junto a su cuñada Elvira Maribel Díaz Llanos y su vecina Jesús Llanos Vílchez, se organizaron en el Grupo de Interés “El Manantial” y participaron en el Concurso de Emprendimientos Rurales Inclusivos del proyecto Haku Wiñay/Noa Jayatai.

Con su propuesta de negocio de crianza y comercialización de cuyes fueron elegidos y ganaron un cofinanciamiento de S/ 7,400, dinero con el que adquirieron 90 madres y 10 padrillos cuyes, malla para jaulas, semilla de pasto de alfalfa, y materiales para acondicionar el galpón.

También contrataron a un especialista que los capacitó y les dio asistencia técnica en todo el proceso: desde la crianza (alimentación adecuada y cuidados sanitarios), presentación del producto (carne de cuy eviscerado y sellado al vacío), y comercialización en ferias locales y rueda de negocios para contacto con futuros clientes.

Al iniciar el emprendimiento, cada socio recibió 30 cuyes. Ahora los tres tienen su propio galpón y trabajan con sus respectivas familias. “Valoramos mucho el apoyo que nos dio el Estado a través de Foncodes. Y lo mejor es que nos enseñó a tecnificar para producir más y mejor. Haku Wiñay es un buen proyecto, depende de cada uno para salir adelante”, comenta el líder de “El Manantial”.

La crianza tecnificada de los cobayos les permitió mejorar su genética y rendimiento. Esto ha contribuido a la seguridad alimentaria y a generar mayores ingresos económicos.

El mercado de venta de carne de cuy es amplio. Si bien por ahora comercializan solo en Bagua Grande, conforme vaya creciendo el negocio, su meta es llegar a más comunidades de Amazonas y también a otras regiones de la zona norte del Perú.

“El negocio de cuy es rentable. Vamos a seguir creciendo”, dice Lorenzo muy convencido. Y es que hay mucha demanda. Vende 850 gramos de carne de cuy eviscerado a 25 a 28 soles; y los cuyes de descarte (después de cuatro o cinco partos) entre 25 y 30. El costo de mantenimiento por cada cuy varía entre 10 y 12 soles, y la ganancia oscila entre 13 a 15 soles por ejemplar.

Proyectos productivos

El Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social a través de Foncodes en el ámbito de la Unidad Territorial Chachapoyas, con una inversión de S/ 35.5 millones desarrolla proyectos productivos para 5,824 familias usuarias del proyecto Haku Wiñay en los distritos de Nieva, San Cristóbal, San Jerónimo, Santa Catalina, Imaza, La Jalca, El Cenepa, Colmar, Cajaruro, Cumba, Cocabamba, Santo Tomás y Campo Redondo, en la jurisdicción de las provincias de Condorcanqui, Luya, Bagua, Chachapoyas y Utcubamba, en el departamento de Amazonas.

Como parte de los resultados de estas intervenciones, se han generado 114 pequeños emprendimientos en los que trabajan 371 familias organizadas, incrementando y diversificando sus ingresos monetarios.

 

 

 

 

 

 

Sobre Agro Perú

AGROPERÚ INFORMA, abre un nuevo surco de esperanza para lograr la reivindicación del campesino y promover el desarrollo a partir del agro, con base en principios e ideales con los que ha sido forjado este equipo humano que la lidera y que tiene en sus manos la responsabilidad de trabajar creativamente para revertir la actual situación en la que se encuentra el sector prioritario de la economía nacional, a través de propuestas basadas en nuestra realidad nacional, con el compromiso de mantener la independencia, pluralidad de opiniones, los niveles de calidad y objetividad en el tratamiento de las información.

Compruebe también

guayaba roja agria Huaura Inician proyecto de recuperación de productos autóctonos en Huaura ITP

Lima: Inician proyecto de recuperación de productos autóctonos en Huaura

El objetivo es recuperar productos como el palillo, la guayaba roja, la naranja agria y la naranjita quito

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *